Se que hablar de “preparar” a niños pequeños puede sonar a entrenarlos o algo similar. A lo largo de las próximas semanas iré publicando distintos artículos dirigidos a ayudar a vuestros peques a hacer la adaptación a su escuela infantil con pautas claras. Sin embargo, en este post no voy a hablar de un entrenamiento o pautas de trabajo concretas sino de 3 actitudes de los padres o aspectos de la vida familiar que han demostrado ayudar a los niños menores de dos años a adaptarse mejor a la escuela infantil a medio y largo plazo.

1. Construye un apego seguro con tu bebé

Puede parecer todo lo contrario pero tener un buen apego, un apego seguro ayuda a los niños a adaptarse mejor a la escuela infantil. Digo que puede parecer todo lo contrario porque en la mente de muchos padres si el niño está muy “apegado” tendrá más dificultades para adaptarse. De hecho, los primeros días puede ser así. Los niños con un apego seguro pueden sufrir más cuando los dejamos en la puerta. Sin embargo, los estudios indican que a medio y largo plazo los niños más seguros en el apego hacia sus padres se adaptan mejor a sus profes y rutinas de la escuela infantil.

2. Ayúdale a expandir su vovabulario

Los estudios indican que los niños que tienen mejor vocabulario se adaptan mejor a los primeros meses de escuela infantil. Al conocer más vocabulario comprenden mejor lo que los maestros les pregunta o explican y también pueden comunicarse un poco mejor. Así mismo otros estudios han demostrado que un mejor vocabulario ayuda al niño a explicar sus necesidades y relacionarse mejor con sus compañeros de clase. Podemos ayudar a nuestros hijos a expandir su vocabulario a través de estrategias sencillas:

– Hábalale mucho y explícale las cosas que tiene alrededor

– Léele cuentos. Muchos cuentos

– Escuchad canciones y canta la letra en voz alta

La verdad es que ayudar a un niño a dominar el lenguaje es una estrategia positiva para ayudarlo a adaptarse mejor durante todas las etapas de su vida académica y escolar; desde el jardín de infancia hasta la universidad los niños con mejor vocabulario se adaptan mejor y tienen un mayor rendimiento escolar (esto último sólo cuando hay rendimiento escolar que medir).

3. Haced que el papá y el niño construyan una relación de confianza

Distintos estudios han demostrado que los niños cuyos padres (con “p”) dedican más tiempo a estar con ellos tienen una mejor adaptación a la escuela infantil. Los distintos estudios no tienen claro por qué ocurre este fenómeno. Para algunos investigadores una mayor implicación del padre fortalece el apego que el niño va desarrollando por el contacto diario con la madre. Para otros, el hecho de que el padre se implique en mayor grado ayuda al niño tener un mayor grado de adaptabilidad en sus relaciones sociales y por tanto confiar en otros adultos.  Sea como fuere si el papá anda por casa puede ser importante que aproveche estos próximos meses de verano a fortalecer sus lazos con el bebé.  El cerebro del niño portada

Por: Álvaro Bilbao. Autor de El cerebro del niño explicado a los padres 

Nota: Si tienes hijos entre 0 y 6 años de edad y quieres aprender a apoyar el desarrollo de su mundo intelectual y de su inteligencia emocional te invito a inscribirte en el mejor curso online de p/maternidad¡8.000 padres inscritos! ¡Inscríbete hoy con un 50% de descuento!

Cupón General

Botón acción

Iconos compa online con echa un vistazo ahora cuadrado